martes, junio 25, 2019

Del tiempo personal y su gestión: ¿Cuántos mensajes recibes tú?

Hoy no he llegado a sacar el artículo del blog a tiempo. Ayer no llegué a sacar los artículos por las redes sociales. Tenía otras cosas que hacer. Muchas, de hecho. Y más o menos las saqué todas. Hoy no dormí mucho, y estuve tentando de no escribir nada, pero aún así he sacado unos minutos para hacerlo, y hablar de esto que me falta muchas veces. El tiempo.

Figura 1: Del tiempo personal y su gestión: ¿Cuántos mensajes recibes tú?

Y no es que me falte porque lo malgaste - que os garantizo que no es así - sino porque lo exprimo para sacar más de él. Para sacar más tiempo personal, más tiempo profesional, más tiempo de calidad para cosas que lo merezcan. Y no siempre es fácil.

Mirad, esta es la pinta que tiene una agenda de una semana mía, como puede ser muchas otras. Con reuniones de trabajo, viajes, previsión de cierre, conferencias que dar, actos en los que participar, y reuniones en el colegio de Mi Hacker y Mi Survivor que tener. Una semana cualquiera con viajes en coche de un sitio a otro de la Comunidad de Madrid, con vuelos en avión entre Londres y Madrid y con carreras entre los edificios de Telefónica en Distrito C y en la Gran Vía de Madrid.

Figura 2: Una agenda de una semana en mi vida

Es mi vida. Es ajetreada. Mucho. La he elegido yo. Y por eso soy cada vez más estricto con la inversión de mi tiempo. Por eso, cada vez respondo menos mensajes por las redes sociales, e-mail, etcétera. Un correo me puede quitar entre 3 y 5 minutos en leer y contestar. 20 mensajes me quitan una hora de mi tiempo - y como veis no la tengo muchas veces -. 

Por supuesto, los mensajes de mis compañeros de trabajo, de mis proyectos y de mis amigos son importantes, y tienen prioridad, pero existen muchos "unsolicited e-mails" por múltiples canales que me quitan tiempo, y debo ser firme en decidir qué contesto y qué no contesto.

¿Y cuántos mensajes recibes tú?

Yo he hecho un cálculo del número de mensajes que recibo por todas las redes sociales donde tengo presencia (Linkedin, Twitter, Facebook, Instagram), por los buzones de correos electrónicos, mensajes de WhatsApp, SMSs o iMessages, que utilizo, y por los comentarios en las plataformas que utilizo (YouTube, Blogger, etc..) y el número es aproximadamente de 500 mensajes al día.  Por eso mi petición de que las comunicaciones deben ser responsables del año 2014.

Si contestara todos los mensajes - y generase el efecto e-pingpong - podría pasarme el día entero contestando mensajes.. pero no puedo. El tiempo es muy valioso, y el que envía un mensaje debe ser consciente de eso, de que lo más valioso en la comunicación entre dos personas es el tiempo de la persona que no solicitó el mensaje de consulta. Yo lo hago. Y por eso inicio pocas, muy pocas, comunicaciones. 

Gracias a esa política de mensajería consigo sacar tiempo para hacer todos los proyectos en los que me meto. Todas las coas que hago con mis amigos. Exprimo mi tiempo con las cosas que realmente son una prioridad para mí. ¿Y tú? ¿Haces algo así?

Saludos Malignos!

No hay comentarios:

Entrada destacada

Seis recomendaciones personales de libros de @0xWord para disfrutar y aprender

Este verano pude disfrutar de la lectura de un libro que me encantó. El libro de Factfulness que me había regalado mi compañera Beatriz Ce...

Entradas populares