domingo, abril 06, 2014

Ligar con Tinder en modo promiscuo. Solo para hax0rs.

Hoy en día existen un montón de sitios web y aplicaciones para encontrar pareja, ligar o simplemente conocer gente con mayor o menor exigencia. Cada uno con sus particularidades, ventajas y desventajas. Una de estas aplicaciones para móviles que debería ayudar a los más geeks a socializar a ligar se llama Tinder.

Su funcionamiento es muy sencillo - no se van a poner barreras cuando lo que se quiere es justo acelerar procesos -, así que la aplicación presenta una lista de usuarios del genero que uno elige, nosotros veremos sus fotos de perfil y podremos indicar si nos gusta o si no nos gusta, con un simple clic en la pantalla.

Figura 1: La app Tinder, para ligar con gente

La única forma de establecer contacto con el otro usuario es sí y solo sí nosotros hemos indicado que nos gusta y esa otra persona ha hecho lo mismo con nosotros, de esa forma se nos habilitara un chat con el que supuestamente comenzará la relación entre ambos que terminará en un contacto "desvirtualizado" o no. Solo Cupido lo sabe... si no está de fiesta, como decía esta campaña publicitaria de Match.com.


Figura 2: Cupido y Destino de fiesta. ¿Sigues esperándolos?

Esta tarea de ir visualizando fotos y haciendo clics en las personas que nos interesan puede consumir demasiado tiempo, así que… ¿por qué no dar a todas las personas que se nos muestren y filtrar luego entre aquellas que hayan hecho lo mismo? De nada tiene sentido pasarse horas seleccionando gente si luego ell@s no te seleccionan a ti. Lo suyo es que ya sepas quiénes están por la labor y luego seleccionar.

Seguramente este mismo pensamiento lo hayan tenido muchísimos de los usuarios, pero ¿por qué no hacerlo de forma automática mientras dedicamos el tiempo a otros menesteres?

Para ello haciendo uso de “monkeyrunner”, una herramienta que proporciona Android junto a su SDK que permite ejecutar pequeños scripts Python en los dispositivos, podremos automatizar esta tarea y además, ya que estamos, podríamos incluso almacenar las fotos de perfil de la gente a la que hacemos ‘like’, - eso sí, ralentizando algo todo el proceso -. Aquí os dejo un vídeo de cómo hacerlo.


Figura 3: Automatizando respuestas en Tinder

Por otro lado, la aplicación parte de la base de que únicamente podremos ponernos en contacto con otra persona si esta a su vez quiere hacerlo con nosotros. Pero, ¿sería posible llegar a comprometer la privacidad de alguna de estas personas y localizarlas en otras redes sociales - algo así como a cuando Yago Jesús juntó Ashley Madison y Twitter?

La respuesta es sí. Dado que todas estas fotos por la propia naturaleza de la aplicación pertenecen a los perfiles de Facebook de sus usuarios, no tenemos más que comprobar mediante la subida de imágenes a Google Images para ver si arroja algún resultado, como cuando se detectan a los scammers con perfiles falsos en la propia Facebook. Para algunas de esas fotos comprobar quién es:

Figura 4: De la foto de Tinder al perfil de Facebook con Google Images

Ya sabéis, cuidado con la información que publicáis en vuestras vidas digitales que nunca se sabe cuando puede apareceros un “admirador”.

Autor: Javier Espinosa (@javiesga)

1 comentario:

Anónimo dijo...

Lo que les pase lo tendrán merecido por pecadores. Arrepentios!! El final está cerca!!

PD: Tranquilos que como poco será después del verano.

Entrada destacada

Infraestructuras Críticas y Sistemas Industriales: Auditorías de Seguridad y Fortificación de @0xWord

Desde hoy está disponible a la venta un nuevo libro de 0xWord centrado en la seguridad de los Sistemas Industriales y las Infraestructuras...

Entradas populares